El futuro de los bosques ante la incertidumbre del cambio climático


Ante las crecientes incertidumbres a las que nos enfrentamos con el clima, expertos y agentes implicados buscan recuperar el verde y frenar las consecuencia del cambio climático. Con esa intención nació ReforestaAcción, un proyecto desarrollado por la Fundación Montemadrid – y financiado por la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid- que supone la continuación de la iniciativa “Un Millón de Árboles” para la plantación de 1.269.000 árboles en 13 comunidades autónomas, que tuvo lugar entre el 2.000 y el 2.012.

El Proyecto ReforestaAcción ha desarrollado un informe en el que se han identificado las mejores áreas de la Comunidad de Madrid para futuras actuaciones forestales teniendo en cuenta aspectos sociales y ambientales.

Para la realización del informe se ha contado con una visión amplia y coral en la que se ha dado voz a todas las personas implicadas en la defensa, preservación y recuperación del patrimonio natural y forestal de la comunidad. Se han realizado sesiones con más de una veintena de expertos en el ámbito forestal y ambiental procedentes de la administración pública, el sector empresa, ONGs, universidad y centros de investigación que han analizado y realizado un diagnóstico del territorio. Así como la celebración de talleres con vecinos, ganaderos, agricultores y agentes de desarrollo local que han puesto el foco en la creación de empleo verde, el emprendimiento y la inclusión social. A través de estos talleres se ha comprobado cómo la población local es la principal beneficiaria de las repoblaciones y deberían ser indispensables para la toma de decisiones.

En concreto, el estudio identifica las áreas más adecuadas para realizar futuras reforestaciones con un detallado análisis cartográfico, así como la identificación de especies naturales y la metodología de reforestación más apropiada a la realidad social y ambiental de cada zona. Todo a través una metodología que puede ser aplicable a otras comunidades autónomas.

En base a los datos obtenidos, el Proyecto ReforestaAcción concluye en la importancia capital de realizar reforestaciones, cuidar el monte y en la necesidad de una correcta gestión del mismo, con tratamientos de mejora y silvícolas. Destaca la realización de un plan forestal que contemple desde la elección de plantas autóctonas y diseño de un bosque mixto, a la implicación de un buen mantenimiento a largo y corto plazo (riego, sustitución de marras, claras…). Finalmente, no olvida la importancia de considerar los beneficios sociales que aportan los bosques; desde el uso recreativo con rutas o senderos forestales para combatir el sedentarismo hasta la creación de empleo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *