Ofertas internacionales de empleo después de un Erasmus+

A la derecha, Alejandro durante una charla que dio hace unos años a una nueva promoción de becarios Erasmus+

Cada año más de 70 alumnos de FP de la Comunidad de Madrid hacen sus prácticas profesionales en Europa a través del programa de Becas Erasmus+ que desarrollamos con el apoyo de SEPIE.

Alejandro Hernández Martín es uno de esos estudiantes que en 2017 nos solicitó su beca y meses después partió rumbo a Irlanda a realizar sus primeras prácticas profesionales. Han pasado cinco años desde entonces. Alejandro regresó a España, terminó su Grado Medio y actualmente trabaja como experto en tecnologías e infraestructuras IT.

Cuatro años después, hablamos con él para que nos cuente cómo ha sido la incorporación al mercado laboral y la influencia que tuvo su beca Erasmus+ en la búsqueda de empleo.

1.Obtuviste tu beca en 2016. ¿Cómo recuerdas aquella experiencia y cuál es el momento más recurrente que vuelve a tu cabeza de ese tiempo que pasaste en Cork?  

Aunque han pasado ya unos años, lo que más recuerdo es el estilo de vida del país y el contraste respecto al nuestro. Su comida, sus cenas a las 19:00 pm, sus hábitos cotidianos… Es un intercambio cultural increíble.

2. Cuando volviste a España e hiciste entrevistas de trabajo, ¿te preguntaban por esas prácticas? ¿Crees que aportaron valor a tu CV?

Las prácticas que hice durante el Erasmus+ fueron mis primeras prácticas laborales y las que más me han marcado hasta ahora en mi carrera profesional. Ya que, en todas las entrevistas laborales, así como en los perfiles sociales como LinkedIn, una de las cosas que más preguntan y les llama la atención es esa experiencia en el extranjero. Al poco de regresar a España me di cuenta del gran valor que tenía para obtener un puesto laboral el tener experiencia en otro país.

No dejaba de recibir todo tipo de ofertas de empleo… ¡incluso internacionales!

3. ¿Te costó mucho incorporarte al mercado laboral a tu vuelta? ¿Estás trabajando actualmente? ¿De qué?

Todo lo contrario, no dejaba de recibir todo tipo de ofertas de empleo… ¡incluso internacionales! Ahora mismo trabajo como auditor de ciberseguridad, realizando auditorías de hacking ético.

4. ¿Te sirvieron esos meses en Cork para mejorar tu inglés o ya tenías un nivel alto cuando disfrutaste la beca? ¿Te ayudó para darte cuenta que podías manejarte en un idioma extranjero?

Partía de un nivel bajo-medio y me sirvieron para mejorar muchísimo mi inglés. Una cosa muy curiosa sobre esto es que no sabes realmente el nivel de inglés que tienes hasta que vives con ello todos los días, a todas horas y lo necesitas para todo. Ahí es cuando de verdad aprendes un idioma y te sorprendes a ti mismo.

Vas a Europa, pero vuelves siempre diferente, vuelves siendo alguien mejor.

5.Hemos hablado de trabajo y de idiomas. ¿Qué supuso personalmente esa beca para ti? ¿Crees que de alguna manera te ayudó a madurar?

Fue una de las mejores experiencias de mi vida, me sirvió absolutamente para todo (mejorar el inglés, madurar personal y profesionalmente, hacer amigos, aprender nuevas culturas y estilos de vida, ser más independiente, conocer lugares realmente bonitos…) Hay una frase que suelo decir para describir esto y es: vas, sí, pero vuelves siempre diferente, vuelves siendo alguien mejor.

6. Si en un futuro te surge la oportunidad de disfrutar una beca de postgrado Erasmus+… ¿repetirías?

¡Repetiría sin duda! Son experiencias que hay que aprovechar.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *