Recordamos la rehabilitación de San Isidoro de León en el Día Internacional de los Monumentos

Desde hace muchos años, Fundación Montemadrid viene realizando distintos proyectos de conservación del patrimonio. En el Día Internacional de los Monumentos y Sitios Históricos queremos destacar la rehabilitación del nuevo museo de la Real Colegiata de San Isidoro de León, un espacio dedicado al arte sacro que alberga tesoros históricos desde hace siglos.

La llegada del Coronavirus ha coincidido con la etapa final de la ambiciosa obra de restauración de San Isidoro, uno de los proyectos más ambiciosos de conservación y puesta en valor del Patrimonio de cuantos hay en marcha a día de hoy en España.

Sepultura de reyes y cuna del parlamentarismo, la Real Colegiata de San Isidoro es además un punto clave para el Camino de Santiago y pronto estará lista para abrir sus puertas al público junto a un plan de gestión del museo. Gabriel Morate Martín, coordinador de Patrimonio de Fundación Montemadrid, nos cuenta un poco más sobre este proyecto de rehabilitación en esta entrevista.

 

¿Qué hace de la Colegiata un monumento único de gran valor patrimonial?

La Colegiata de San Isidoro es un monumento de extraordinaria calidad y significación por su tesoro, su arquitectura, su archivo y su biblioteca, pero también es de gran importancia la variedad de servicios públicos que ofrece, tanto religiosos como culturales y hosteleros.

¿Qué papel jugó la Colegiata en León y cuál es su simbolismo para la ciudad?

Además de estar estrechamente vinculada en sus orígenes al Reino de León, el edificio ha participado, y aún continúa participando, muy activamente en la vida cultural, social y religiosa de León. Ese es sin duda su mayor valor simbólico.

¿Cuáles son algunos de los personajes ilustres enterrados en el panteón?

El panteón, que yo prefiero llamar cementerio real (así es como se denominaba en la Edad Media), alberga los restos de once reyes, catorce reinas y un gran número de infantes, condes o personajes ilustres. Entre ellos se encuentran Alfonso V, Fernando I, Zaida la mora (esposa de Alfonso VI) o la Reina Urraca.

Restauración de la Real Colegiata de San Isidoro de León

Nos gustaría saber sobre los objetos emblemático que custodia el Museo de la Colegiata

Sin duda, el más emblemático, más allá del Panteón en sí mismo y sus pinturas, es el cáliz de Doña Urraca, una de las piezas de orfebrería medieval más hermosas de Europa. También desataca el gallo-veleta, que presidía la torre de la iglesia, cuyo original está ahora protegido en el museo, siendo el de la torre una réplica.

¿Nos puedes contar algún hecho llamativo o curioso que haya ocurrido durante la restauración?

Al margen de la aparición de muchos restos constructivos de diferentes épocas que estaban ocultos, llama la atención haber confirmado que la puerta que hemos abierto ya existió en su día como puerta, algo que hemos podido comprobar documentalmente, pero también gracias a la estructura del edificio y elementos arqueológicos.

Restauración de la Real Colegiata de San Isidoro de León

¿Qué supondrá para la colegiata y para León el nuevo museo?

Para la colegiata supondrá poder gestionar su patrimonio con mucha mayor eficiencia cultural, social y económica. Para León, para España y para la Humanidad es toda una obra, ya que el patrimonio es de todos, además de un motivo de orgullo y satisfacción.

¿Cómo afecta la situación que estamos viviendo al proyecto?

Con retrasos en los plazos y con costes imprevistos. El cese obligado de actividad ha supuesto inevitables perjuicios económicos, ya que en esto la restauración no es ninguna excepción. Se decretó la medida del permiso retribuido recuperable, pero los días de alquiler del andamio de obra, de la grúa o de otros medios que quedaron inutilizados, por ejemplo, no se podrán recuperar. La obra pudo reanudarse el pasado 13 de abril, pero con lógicas limitaciones derivadas del protocolo de prevención y seguridad puesto en marcha, que dificultan la realización de determinados tajos de obra o las labores de dirección y coordinación entre los diversos agentes que interviene en la obra. Pero el compromiso de Fundación Montemadrid con este proyecto es absoluto y confiamos plenamente en entregar la obra en los próximos meses.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *